Qué hacer en Johanesburgo, la ciudad que merece una segunda oportunidad

Indice

👋🏽 ¡Hola! Soy Valen

He llegaó desde muy lejos con mis trucos, mis complejos, una maleta llena de trastos y un cuaderno lleno de cuentos. 

Escribo y te hablo sobre viajar, emprender y vivir una vida un poco más simple y sostenible.

Sígueme en las redes:

Desde antes de aterrizar en el país ya le teníamos miedo a Johannesburgo. Después de todo lo que escuchamos no era para menos. Para mayor preocupación, nuestra intención era quedarnos en la ciudad cosa de un mes mientras buscábamos el que sería nuestro coche para la ruta que habíamos planeado, y teniendo en cuenta que la mayoría de artículos que encontramos de Sudáfrica apenas la nombraban y si lo hacían solo era como un lugar de paso, casi que por obligación, nuestras expectativas no eran altas.

No voy a venir a contaros que Johannesburgo es una joya del turismo no descubierta porque tampoco sería verdad, pero si que es cierto que ha sido una ciudad infravalorada a lo largo de su reciente historia y que personalmente creo que merece una segunda oportunidad. Así que te contamos algunas de las actividades que pueden ser de interés para que, en caso de estar planeando tu viaje por Sudáfrica tengas en cuenta que existen más posibilidades que salir corriendo del aeropuerto al Parque Kruger y que además merece mucho la pena.

Si tienes poco tiempo pero quieres conocer la ciudad puedes hacer alguno de los siguientes tours, todos en español.

Esta visita guíada de 4 horas por Johannesburgo

Esta excursión a Soweto y al museo del Apartheid de 4 horas y media

 

Apartheid Museum

Probablemente uno de los únicos puntos de esta lista que verás en todos lados porque debe de ser la única visita que nadie se pierde en su paso corriendo por Johannesburgo y sí, es con un motivo. Curiosamente nosotros lo visitamos durante nuestros últimos días en la ciudad y he de decir que otro museo ocupa el primero en la lista de mis “favoritos” pero sin duda este es necesario.

A la entrada te otorgarán un ticket que te identificará como blanco o negro y harás un pequeño recorrido por separado (de la misma manera que se hacía hace poco más de XX años), luego la visita concluye de manera conjunta repasando esta época tan horrible del país que aún está presente allí donde mires.

Horarios de apertura: 9 AM a 5 PM
Precios de entrada: 100 rand por adulto (unos 6€)

 

Visita Constitution Hill

Al igual que el resto de la ciudad Constitution Hill está llena de historia, la que fue de hecho una cárcel que alojó a Mandela y Gandhi entre otros, es hoy en día la corte constitucional del país (como se te queda el ojo?).

Para visitarla tendrás que hacerlo con una visita organizada pasando por los edificios que constituían la prisión en concreto hasta la que es la corte hoy en día que se levantó con los mismos ladrillos de la antigua cárcel. Durante el recorrido como es de esperar te contarán un poco de la historia del lugar y de los personajes que alojó durante años.

No es un edificio bonito como tal, al igual que mucha de las cosas que verás en Johannesburgo, pero es un lugar cargado de historia y simbolismo y una manera ideal de seguir conociendo este país de locos que tanto nos ha dado y nos ha quitado y del que sin duda nos llevamos algo en el corazón, su lucha y su muy reciente historia.

Horario de apertura: cada día de 9h a 17h
Precio de las entradas: dependerá del tour que tomes, aquí puedes ver todos los precios actualizados.

 

Pasea por las callejuelas de Maboneng

El distrito “hipster” por excelencia de la ciudad. Unas pocas calles en el centro que han ido transformando sus edificios abandonados en locales de moda con música electrónico y terrazas donde tomar una copa.

Maboneng no ocupa mucho más de 4 cuadras pero es un buen ejemplo de cambio en la ciudad, la idea de la juventud de volver a conquistar el centro de Joburg y hacerlo suyo con pintadas y arte urbano allí por donde mires, galerías de arte y cafés de todo tipo.

 

Piérdele el miedo a Hillbrow

Uno de los barrios más golpeados de la ciudad y uno de los lugares donde literalmente escuchamos “no hay que meterse” es Hillbrow. Si quieres entender de verdad la historia de Sudáfrica entonces has de parar la oreja en Hillbrow  y escuchar su historia. Una historia similar a la del distrito seis de Ciudad del Cabo, un barrio que en su momento, antes del régimen, fue un barrio multicultural y cosmopolita y  gracias a la obsesión del régimen en dilapidar todas aquellas zonas donde se convivía en paz entre “razas” acabó siendo un vertedero y una ciudad sin ley hasta alojar la que se conoció mundialmente como la favela vertical más grande del mundo, la torre ponte (de la que te hablamos luego).

No le temáis a Hillbrow, al menos no de manera absurda, nosotros caminamos por las calles más recorridas (de día) y compramos vegetales en las tiendas locales, de los más baratos que encontramos en el país. Pero además, por que teníamos ganas de recorrer el barrio sin miedo, nos acercamos a Dlanlaje, una asociación con centro en Hillbrow que se encarga de mostrar la otra cara de este barrio y otros barrios golpeados por la historia.

Dlanlaje invierte la mayor parte de sus ingresos en un centro para jóvenes y niños de la zona, ofreciendo lugares seguros donde crecer y crear y su tour por Hillbrow es probablemente uno de nuestros mejores recuerdos del país. Guiados de la mano de Califa recorrimos algunas calles del barrio mientras nos explicaban la historia absurda a la que aún hoy en día tiene que hacer frente.

Un tour TOTALMENTE recomendado, además una manera de dar a la comunidad.

Puedes ver la web de Dlanlaje aquí y aquí puedes ver toda la información del tour por Hillbrow.

 

Escápate un día entero a Soweto

Cuando pensamos en Soweto sin antes conocerlo nos imaginamos un barrio de la ciudad, la realidad es que Soweto es una ciudad en sí misma y es enorme. Leímos también cosas como que la única manera de conocer Soweto es hacerlo con un tour o que ni se nos ocurriera pasearnos por la zona solos porque era peligrosísimo. No es que no escuchemos a la gente, pero pasada una semana vimos ya que la cosa en Sudáfrica iba a ser así para todo, mucha paranoia y mucho racismo. Así que tomamos nuestro coche de alquiler y nos dirigimos a Soweto por nuestra cuenta.

Si lo haces por tu cuenta lo más probable es que te centres en Orlando West, que es el barrio que contiene la mayoría de lugares de interés histórico. El primer día aparcamos el coche en la parte superior de Vilakasi street, probablemente la calle más concurrida del barrio y no nos alejamos mucho de allí ya que de hecho la mayoría de atracciones se encuentran en la zona. Dejadme deciros que la calle, sobre todo en la parte inferior, parece las ramblas con paradas de mercadillos y otras parafernalias así que sinceramente no entiendo porque no vas a poder ir a visitarla tu por tu cuenta.

Soweto
Mercado en Walter Sisulu Square

En la misma calle Vilakasi se encuentran las que fueron las casas de Desmond Tutu (que no se puede visitar) y de Nelson Mandela. La casa de Mandela se encontraba repleta de crios del instituto haciéndose tatoos no permanentes en la cara con símbolos de la lucha. Es pequeña y se puede hacer en poco tiempo y puedes acceder por XX

Soweto es enorme y sin duda hay zonas que, aunque de verdad me adentraría, quizá no lo haría de noche o comprendo que no todo el mundo quiera hacerlo, ese no es el caso de Vilakasi y alrededores. Los tours te llevarán a otros puntos del barrio en furgonetas (más que nada porque Soweto más que un barrio es una ciudad entera y de un lado al otro hay kilómetros).

Puede que hagamos un post especifico sobre Soweto en el futuro, si te da pereza ir por tu cuenta o simplemente no dispones de transporte entonces puedes optar a este tour completamente en español que te llevará por la zona. 

 

Aprende en el Hector Pieterson museum (Youth day)

Soweto nos gustó tanto y nos dio tan buen rollo (repito, la zona de los alrededores más turística) que cuando nos enteramos de el Youth Day volvimos. El Youth day es un día desgarrador para Soweto al igual que para todo el país y podrás ver y entender una buena parte de esa historia en el museo de Hector Pieterson, el que fue el museo que más me gustó en la ciudad, supongo también porque justamente el Youth Day es una conmemoración de los acontecimientos que terminaron en la creación del museo.

No os quiero contar mucha historia aquí porque creo que tiene su magia descubrirlo tu mismo mientras caminas por el barrio, hablas con la gente y paseas por el museo, pero os puedo decir que te deja con el corazón encogido así que lo mejor es ir un día en el que el sol brille y la humanidad te parezca aceptable.

Horario de apertura:  10 AM a 5 PM
Precio de entrada: 30 rand por adulto

 

Salta desde las Orlando Towers

También en Soweto pero ya bastante lejos de Vilakasi tendrás las famosas torres, la verdad es que más que para la foto no te van servir, a menos de que te aventures a hacer alguna de las actividades que se ofertan que la verdad son interesantes

Puedes hacer escalada o incluso tirarte desde una de ellas así que si te van las emociones fuertes aquí no te van a faltar.

Puedes hacer el bungee desde los 100 metros por 630 rand por persona o subir hasta la plataforma de vistas por 80 rand o ponerte a escalar una torre por 60 rand.

Orlando Towers

 

Sube hasta la cima de la Ponte Tower y disfruta de las mejores vistas

El plato fuerte de nuestra visita a Johannesburgo y a Hillbrow lo marcó la torre Ponte. Desde que llegamos a la ciudad la vimos a lo lejos y nos llamó la atención como un imán. Casi en cada trayecto que hacíamos la veíamos y nos preguntamos siempre ¿qué será esa torre con el signo de Vodafone?. Pues me alegro de que nos picara tanto la curiosidad que nos empeñáramos en conocerla, porque es sin duda una de las historias que más valen la pena de los 6 meses que pasamos en el país.

La torre Ponte es una pequeña historia reducida de lo que es y ha sido Sudáfrica en un solo edificio, la visitamos de la mano de Dlanlaje, que tiene sus oficinas en la parte inferior del edificio donde ofrece un espacio de día para los jóvenes y niños de la zona. Durante 2 horas escuchamos todas las historias que pudimos y desde allí partimos al tour por el barrio del que os hablé anteriormente.

Nos gusto tanto la torre ponte que como pasaos mucho tiempo por la ciudad nos apuntamos al #PonteChallenge un reto que consiste en subir los 54 pisos de la torre corriendo por las escaleras en el menor tiempo posible. El PonteChallenge tiene fecha cada 3 meses y todas las ganancias se invierten en el centro. Si se da la casualidad de que estáis por la ciudad para uno de ellos no puedo más que recomendarlo fervientemente y os puedo asegurar que o seréis los únicos turistas o los podréis contar con los dedos de una mano.

Queremos hacer un post especifico sobre esta visita en el futuro, porque nos pareció espectacular.

Puedes ver la web de Dlanlaje aquí y aquí puedes ver el tour a la torre ponte.

 

Visita Liliesleaf farm, el escondite perfecto

Un poco a las afueras de la ciudad y no muy conocida por el cirtuito turistico encontrarás esta granja convertida en museo. Nos enteramos gracias a la mujer del Airbnb donde nos alojabamos y nos pareció lo suficientemente interesante como para incluirla en esta lista. No tenemos fotos porque somos lerdos y ese día nos dejamos el powerbank y se nos terminó la batería en todos lados.

La cuestión, esta fue la base de operaciones y escondite del ANC (AKA, el partico politico al que prestaba afiliacion Mandela y que durante el regimen fue declarado ideal). Gracias a esta visita pudimos en cierta manera ahorrarnos la visita a Robben island (35€ en Ciudad del Cabo) ya que fue aquí, y en la exposición temporal del Apartheid museum, donde aprendimos más sobre la convulsión politica del momento, la historia del ANC y la vida de Mandela en general.

La granja se encuentra bastante al norte de la ciudad, casi a medio camino entre Johannesburgo y Pretoria por lo qye si no dispones de coche de alquiler en Sudáfrica será un poco complicado acercarte hasta allí.

Horario de apertura:  8:30 AM a 5 PM entre semana y de 9:00 AM a 4:00 PM fines de semana.
Precio de entrada: 110 rand por adulto, si llegas a determinadas horas podrás disfrutar de una visita guiada por unos 120 rand.

 

Deja Johannesburgo: Pretoria y los union Buildings

Por último tienes Pretoria, a unos 40 minutos de la ciudad, otra de las tres ciudades del triangulo de oro de Gauteng (la provincia) y la capital administrativa del país. Nosotros tuvimos que movernos entre una ciudad y otra un montón de veces porque los personajes que nos estafaron con el coche vivían en Pretoria, pero gracias a eso aprovechamos para conocer un par de lugares en la ruta y en la misma ciudad. El resto no los mencionaré porque sinceramente no creo que merezca la pena, ahora os cuento un poco porqué. Pero los Union buildings nos parecieron un lugar super interesante.

Los Union Buildings son la sede oficial del gobierno sudafricano, además de las oficinas del presidente del país, la gente los conoce como “The buildings” y su historia se remonta hasta el 1910, momento en el que se conformo la unión de la provincia de ciudad del cabo con la colonia Natal, en ese momento se necesitaba de un lugar para alojar al gobierno de esta unión y desde luego te llamarán la atención con su estilo Neo-clásico típico del renacimiento italiano que no tiene NADA que ver con el resto de edificios que verás por la zona.

Además encontrarás esta ENORME estatua de Mandela.

El resto de atracciones en Pretoria están centradas en la historia “blanca” del país y a mi personalmente me parecen ligeramente insensibles. Entre ellas se encuentra la casa museo de Paul Kruger (del cual ya os conté un poco en la historia del Parque Kruger) y el monumento a los colonizadores holandeses Voortrekker Monument. Sinceramente no fuimos a ninguno de los dos porque va en contra de nuestra moral pero si te interesa recorrer la ciudad al completo puedes también hacerlo con esta excursión de 5 horas y media en español que sale desde Johanesburgo y te llevará por toda Pretoria y su historia.

 

Como veréis da más que para un día desde luego, entiendo que no tenga el buen rollismo y la playita de Ciudad del Cabo, pero nos pareció una ciudad inmensamente interesante a nivel histórico y desde luego con un potencial increíble. En nuestro mes y medio en Johannesburgo recorrimos librerías, cafés y pequeños rincones de la ciudad donde conocimos personas estupendas que nos introdujeron a este país loco.

Si tienes alguna pregunta o quieres dejar alguna aportación no dudes en usar el sistema de comentarios.

 

¡Ayúdanos!

¡Ayúdanos y déjanos ayudarte! ❤

5 % de descuento en todos los seguros de viaje de Mondo.

10% de descuento en seguros de viaje Intermundial.

15€ en tu cuenta N26 gratis (para viajar sin comisiones) con el código valentic0578

35€ de descuento en Airbnb para tu primera reserva

Facebook
Twitter
Pinterest

Siempre al sur

El Refugio

Cada mes nos juntamos de manera digital más de 6500 exploradores para compartir nuestras experiencias de viajes y emprendimiento. 

Recibe la carta mensual con recomendaciones, consejos y las últimas ofertas de trabajo en tu buzón. 

SABER MÁS ⟶

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *